Riqueza Feng Shui

el Mito más difundido en el Feng Shui Nueva Era

La difusión del feng shui nueva era, ha creado una gran cantidad de mitos, difíciles de derribar. En muchas  partes, existe una difusión constante de recetas mágicas para la riqueza feng shui. Cada mañana podemos ver en la televisión, como nos indican rituales especiales para activar la “Riqueza o la Suerte del Dinero” en nombre del Feng Shui. No es mi intención descalificarlos; después de todo, apoyo toda acción que ponga la mente en positivo; pero eso simplemente no es feng shui

En la mayoría de los casos, estos mitos, solo logran desvirtuar el verdadero feng shui. Tal vez los han creado porque resulta una forma efectiva de vender productos asociados; otra posible razón, es que no resulta fácil, decirles a las personas que quieren cautivar que no necesariamente alcanzarán riqueza monetaria con el feng shui

Es cierto que existen tipos de energía que puede generar riqueza o pobreza; pero esta energía, no es generada por objetos ni por rituales. La energía o Qi, viene de las formas naturales en el ambiente; es dispersada por el viento y retenida por el agua. Llenar algún bol con objetos especiales para activar riqueza, definitivamente no es feng shui. En primer lugar, para activar la riqueza en una vivienda, tiene que existir un entorno externo correcto. Las formas y las fórmulas deben estar actuando en conjunto

Solo cuando existe un buen ambiente externo, montañas y agua bien colocadas, podemos hacer uso de ciertas técnicas para atrapar ese Qi, potenciarlo para que ayude a generar riqueza

Debo aclarar también que asociar la riqueza solo con dinero, es otro mito feng shui. La riqueza en el feng shui no es solo monetaria, de hecho pienso que es lo menos importante

Encajan dentro de la riqueza feng shui, asuntos que generen calidad de vida, como por ejemplo:

  • Desempeño personal
  • Intuición
  • Capacidad de aprendizaje
  • Capacidad de ejecutar metas o de aprovechar oportunidades excepcionales
  • Buenas relaciones personales
  • Liderazgo, éxito profesional, etc.

La famosa “Esquina de la Riqueza”, es tal vez el mito feng shui más difundido

Dicha esquina, está supuestamente situada en el ángulo superior izquierdo de todas las casas ¿Qué pasa cuando la esquina es un baño, un lavandero, o el depósito de cachivaches de tu casa? ¿Significa entonces que vivirás en pobreza eterna? ¡Claro que no!

Lo cierto es que si puede existir un sector de riqueza, pero NO es un sector fijo. Cada casa es “única” y su sector de riqueza, hay que determinarlo en base al patrón de Qi; este patrón, puede ser calculado con algún sistema de feng shui interno, como el BaZhai o el Xuan Kong

Una vez determinado el sector o sectores prósperos (pueden ser varios), debemos evaluar sí el ambiente externo lo apoya, sí no hay formas externas malévolas o agresivas que lo estén inutilizando

Suponiendo que las formas externas son perfectas, viene la tarea de intentar activarlo. Para ello, no se requiere ningún objeto especial, solo actividad humana, uso frecuente, orden y limpieza. Las energías nos afectan solo sí las usamos; así que no importa cuán prospero sea un sector, sí no se utiliza es totalmente nulo

Luego de activado, si no se notan cambios significativos o sostenidos, es recomendable evaluar otro factor importante:

La “Suerte del Cielo”, las energías personales, nuestro mapa energético interno

Cuando las personas están atravesando malos periodos energéticos, difícilmente podrán obtener resultados óptimos al usar un sector próspero. El sector ayudará a transitar el mal periodo pero los efectos, no serán los mismos que cuando se está en buenos periodos energéticos. Esto último, no tiene que ver con el feng shui sino con la astrología china o BaZi, pero son técnicas que se complementan y que al utilizarlas en conjunto, se obtienen mejores resultados

Para tener un buen feng shui, no necesitas decorar tu casa con objetos especiales, simplemente porque el feng shui no es un sistema de decoración de interiores

Un buen feng shui, es potenciar la energía positiva; manipularla a través de técnicas especiales para ponerla a trabajar en nuestro beneficio y con ello, mejorar nuestra calidad de vida. Un buen feng shui, puede ayudarnos a transitar los malos periodos astrológicos a los que inevitablemente estamos expuestos. Si acaso fueras escéptica(o) a este concepto, simplemente piensa y analiza porque existen meses o años en que todo te marcha sobre ruedas y de repente, te llegan meses donde la vida se complica con obstáculos absurdos de la noche a la mañana. Son las energías cíclicas del tiempo en mala relación con tus energías personales y tal vez, solo tal vez, potenciados los problemas por el feng shui de tu vivienda. Bien reza la expresión del feng shui…El BaZi  es el diagnóstico y el Feng Shui es la prescripción


Copyright © Leyda Ramírez

Consultas son bienvenidas en el foro de mi Red Social Ning

En mi Red Social Ning, somos una comunidad de más de dos mil miembros, apasionados por el arte del feng shui y otras metafísicas chinas. Allí puedes colocar cualquier consulta que con mucho gusto responderé
Únete ahora